¿Cuáles son algunas maneras para descolonizar a PR?

PC Rapid Repair

Por MX

Vamos directamente al asunto ahorrándonos la retórica. A continuación, expondré, para su consideración y análisis, varias maneras de cómo lograr la descolonización de Puerto Rico. Haga un esfuerzo por sí mismo y trate de lograr llegar a su propia conclusión sin la injerencia de los supuestos “lideres” que ordenan como se debe pensar, obrar y votar. Trate de lograr la independencia de juicio si quiere lograr la independencia de esta nación.

Existen varias maneras de cómo lograr la descolonización de un país, menciono algunas en este escrito. Pero la gran mayoría solo conoce de dos; elecciones y la lucha armada.

En una nación contaminada por el bipartidismo como el nuestro y bajo la influencia del sistema colonial, no se logrará por medio de las elecciones.

Quien crea que el PIP habrá de ganar unas elecciones, que se deje de beber agua del inodoro que le está distorsionando su razonamiento. Descarte la lucha armada, por obvias razones.

Si quiere irse al monte a luchar, mejor váyase de camping al bosque de Maricao, allí luchará contra los insectos y los mosquitos, es lo único que encontrara. Usualmente quienes hablan de lucha armada, los únicos tiros que han hecho ha sido cuando han comido pana de pepita. Descartando las dos conocidas, vamos con las demás, con sus pro y contras. No estarán en orden de preferencia o posibilidades.

“A la boicot económico”. En ocasiones se hace mención a la India cuando se refieren al boicot. Es cierto, eso contribuyo a la independencia de ese país, pero no fue lo único. En nuestro caso de Puerto Rico, somos un país consumista, la gente preferirá cortarse su órgano sexual antes de dejar de comprar en una megatienda.

“A la Gandhi” (paz y amor). Lo siento por los supuestos pacifistas y por aquellos que les conviene que seamos “a la buena de Dios”. Ciertamente tuvo su rol, pero igual que el boicot, no fue lo que logró la independencia por si sola. Cuando no funcionaba “A la Gandhi”, se recurría a “a los tiros” y se tiraron tiros a más no poder. Entiéndase que en ese caso y muchos más, se ensayaron muchas formas y maneras para lograr la independencia.

“A la Solidarnos”. El caso de Polonia, donde se logró la independencia de Rusia con un movimiento de oposición al gobierno encabezado por el sindicato obrero Solidarnos. Para nada eso ocurrirá en Puerto Rico, la mayoría de los líderes obreros y su matrícula, tienen otros intereses.

“A la ONU”. Ni pensar que la Organización de las Naciones Unidas (ONU) haga una intervención directa en nuestro caso.

“A la Resoluciones de la ONU”. Ni caso se le ha hecho a ninguna de las 35 resoluciones por parte del Congreso gringo. En el 1990 dije que llegaríamos al 2000, incluso hasta el 2050, pidiendo resoluciones y el congreso gringo se las pasarían por donde no le da el sol.

“A la Gringo”. No crean que los mismos gringos nos concederán la independencia. Si lo hicieran, buscaran que sea una neocolonial, administrada por los mismos sospechosos usuales, porque es la colonia lo que a ellos les conviene para seguir explotándonos.

“A la Libre Asociación”. Para lograr una libre asociación, primero se tiene que ser libre. Si caemos en ese juego durante la colonia, colonia seguiremos pero con otro nombre, como el Estado Libre Asociado (ELA) Soberano.

“A lo Plebiscito”. Otra pérdida de tiempo, el Congreso gringo jamás se vinculará ni pronunciará a validar los resultados de un plebiscito. Por la misma razón que la anterior: lo que más le conviene a los Gringolandia es la colonia. El congreso cantará, otra vez, aquella canción de Shakira titulada; “ciega, sordomuda”.

“A la Asamblea de Status”. Preferiría que fuera una asamblea constituyente pero eso será luego de lograr la independencia. Para lograr tal asamblea, se requerirá una serie de pasos, el primero sería consultar al pueblo si quiere o no tal asamblea. Pero tanto el PPD como el PNP, no quieren eso. Con solo perder la primera votación donde se consulta al pueblo si quiere o no la asamblea, hasta ahí llegamos.  Y si aún se lograra la aprobación, todavía estaríamos sujeto a lo que el Congreso decida.

“A las Marchas y Protestas”. Al congreso eso no le afecta, ellos están en Washington. En ocasiones veo estas acciones como un grupo de ovejas pasando frente a los lobos. Para los administradores de la colonia es solo una inconveniencia pasajera. En la mayoría de las ocasiones, no se le hace mucho caso. Entiéndase que no estoy diciendo que no se hagan, pero que no se espere un cambio de status por medio de estas.  

“A la Cantando”. Créanlo o no, cantando se logró la independencia de Estonia, Latvia y Lituania. Si no me creen busquen en la Internet información sobre “The Singing Revolution”, incluso hay una película. Canciones de contenido patriótico lograron que el amor patriótico hiciera posible la descolonización. Aquí lo que se hizo fue eliminar el cantar en las escuelas, tal vez temían que eso se pudiera repetir acá.

“A la Abstención Electoral”. Aun no se ha ensayado ese método aquí, solo ha habido unos cuantos que han entendido que nada habrá de cambiar con votar. Votar es nuestro pasatiempo favorito y la forma de hacer catarsis ante las administraciones coloniales. El votar esta en nuestro ADN, como buenos colonizados. Por medio de las elecciones coloniales, el sistema no habrá de cambiar, solo cambia el color de la administración.

Pregúntese, ¿qué pasaría si una inmensa mayoría no votara? Eso le quitaría la legitimidad, condonación, justificación y apoyo al sistema colonial, porque eso es lo que se hace al votar en las elecciones coloniales. Entonces las elecciones serian nulas y tendrían que tratar el problema de raíz. Pero al sistema no le conviene eso, por eso se gasta tanto dinero para que usted vaya a votar y usted se convierta en cómplice. Justifíquese todo lo que quiera para seguir votando, pero al votar, usted es parte del problema y no a la solución.

“A la Peregrinación de los Colonizados”. Periódicamente los partidos se dan el viaje a Washington a presentarse ante el Congreso gringo. El Partido Popular Democrático (PPD) para rogar que se le dé más poderes para la culminación del mal llamado ELA. Los PNP para rogar para que se les conceda la estadidad. Y los del Partido Independentista Puertorriqueño (PIP) para rogar para que nos otorguen la libertad e independencia. Si no fueran colonizados no le estarían rogando al imperio. ¡Cómo nos hemos acostumbrado a esa tradición y a que nada haga el Congreso gringo! ¡Y seguimos con ese ritual!

“A la Estado Nacional Soberano de Borikén (ENSB)”. Ramon Emeterio Betances pronuncio dos verdades: “Ser libre es empezar a serlo” y “El pueblo que quiere libertades las coge y no las espera de nadie de gracia y merced”.

Basándose en esas dos citas, se ha constituido el ENSB, se ha declarado la independencia, la libertad, la verdadera y única soberanía y se estableció un gobierno provisional. Es una lástima que el protagonismo, ignorancia, egotismo, etc., no permita considerar este proyecto.

Cuando una persona desarrolla más fidelidad al grupo, movimiento o partido vs el bienestar de la nación, ni se da cuenta de su acción perjudicial. Tal vez esas fueron las razones para no haber participado, cuando se convocó, en la creación del ENSB y las mismas para no considerar el proyecto. Pero no se necesita rogarle a nadie como tampoco el aval o permiso para constituirse y presentar otra manera de cómo lograr el propósito de descolonizar nuestra nación. Sugiero que si usted ya está harto y cansado de lo mismo, no ha caído en la locura de hacer lo mismo esperando resultados diferentes, considere lo que propone el ENSB. 

Como se habrá dado cuenta, para nada hablo de la estadidad como solución descolonizadora, porque la estadidad es sino lo contrario, es la culminación de la colonia. Es la disolución de una nación y con ello su cultura, tradiciones, idioma, etc.. y yo no tengo interés en suicidio nacional.

Lo que no podemos perder de vista es que no podemos poner todos los huevos en la misma canasta, entiéndase que no podemos esperar que una formula o manera sea la única, hay que ensayar todas y otras. Les invito a pensar fuera del cuadro y a considerar la viabilidad de cada una de estas maneras de lograr descolonizar nuestra nación.

La fidelidad es para con la descolonización de nuestra patria, no para una organización, partido, grupo o movimiento. Cada cual por su lado no llegaremos a nada. Unidos sí.

Como bien se dice; separados nos vencen, unidos vencemos. Logremos la descolonización e independencia primero y después que el pueblo decida cómo será el sistema político de gobierno que sea el más apropiado para nuestro futuro.

Pa' la Plaza con Oscar López Rivera

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada. En Información al Desnudo queremos mantener un debate de altura, no se aceptan por lo tanto comentarios que incluyan; insultos, amenazas, xenofobia, lenguaje obsceno, enlaces externos o Spam.


*


Captcha * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.